Esteroides anabolizantes orales y salud mental

Los esteroides son agentes anabolizantes muy potentes. Por desgracia, su eficacia va acompañada de una serie de efectos secundarios. Estos incluyen efectos sobre la salud mental de los usuarios. Con el fin de advertirle de los riesgos, en Athletes Temple hemos decidido ofrecerle un breve resumen de los efectos de los esteroides en el cerebro y la salud mental.

Los esteroides anabólicos, ya sea por vía oral o inyectado, son bastante increíble en términos de los resultados que producen. Tras un tratamiento de algunas semanas, los deportistas que los utilizan pueden obtener muy buenos resultados. Los músculos se hinchan muy rápidamente y el entrenamiento resulta fácil. En resumen, es prácticamente un producto milagroso.

Dicho esto, no en vano se ha prohibido progresivamente su venta y consumo. Los esteroides anabolizantes orales tienen un grave impacto en la salud de sus usuarios, tanto física como mentalmente.

Los consumidores de esteroides anabolizantes orales sufren rápidamente problemas de sueño. La dificultad para conciliar el sueño es la primera etapa. En efecto, este tipo de producto actúa sobre el sistema hormonal y altera ligeramente todos los metabolismos del organismo. Incluido el metabolismo del sueño.

A esto se añade el hecho de que el sueño de los consumidores de esteroides es de mala calidad. Esto significa que no es muy reparador. El organismo es incapaz de recuperarse como debería del número de horas que ha dormido.

Este déficit de sueño provoca varias cosas. En primer lugar, el cuerpo es incapaz de fijar el progreso físico. Esto es fisiológico. En segundo lugar, el déficit de sueño puede producir trastornos mentales y de comportamiento. Por último, pueden despertar trastornos latentes y patologías latentes en las personas.

Santé mentale stéroïdes anabolisants oraux
Los esteroides anabolizantes orales tienen una serie de efectos secundarios, incluida la salud mental.

Un estudio condenatorio

En un estudio realizado por la Universidad de Gotemburgo sobre 700 antiguos luchadores, levantadores de pesas y deportistas, el 20% de los cuales tomaron esteroides anabolizantes durante los años 60 y 70, las conclusiones son irrefutables. A largo plazo, los consumidores de esteroides anabolizantes orales son muy propensos a sufrir problemas de salud mental: la depresión y el comportamiento agresivo son los más comunes. Pero no es raro que se desarrollen adicciones a otras drogas y al alcohol, que sustituyen a otra adicción, la de los esteroides.

Dicho esto, el estudio subraya el hecho de que no hay certeza de que el uso de estos esteroides provoque realmente los trastornos, o de que éstos se reaviven al tomar este tipo de productos. El hecho es que una gran parte del panel parece sufrir este tipo de trastornos, lo que sugiere un vínculo entre ambos y que actúan como un círculo vicioso.

Por tanto, la decisión de prohibir los esteroides anabolizantes hace décadas parece justificada y demuestra que la lucha contra el dopaje debe seguir siendo una prioridad. Por eso los esteroides se consideran tan peligrosos y por eso es mejor optar por alternativas legales y naturales. Y no faltan en el mercado.